Selecciona Tus Preferencias de Cookies

Utilizamos cookies y herramientas similares para mejorar tu experiencia de compra, prestar nuestros servicios, entender cómo los utilizas para poder mejorarlos, y para mostrarte anuncios, incluidos anuncios basados en tus intereses. Terceros autorizados también utilizan estas herramientas en relación con los anuncios que mostramos. Si no quieres aceptar todas las cookies o quieres saber más acerca de cómo usamos las cookies, haz clic en "Personalizar cookies".

Personalizar cookies

Opinión del cliente

VOCES VINE
Revisado en España el 17 de octubre de 2019
Opinión de cliente de Vine de producto gratis( ¿Qué es esto? )
 Tenía ganas de mejorar el audio en el salón y con esta barra sin duda lo he conseguido. La diferencia está en un punto fundamental: las barras de sonido están pensadas para ver películas, series... para conectar al televisor, por lo que tienen un predominio en la claridad de las voces. Esto hace que no tengamos que subir el volumen en exceso o estar pegados, para entender perfectamente cualquier diálogo.

Para completar un buen equilibrio de sonido se incluye un subwoofer que sin duda marca la diferencia, tanto en los graves como en la reverberación de los ruidos de fondo que a veces puede pasar desapercibidos con altavoces no adecuados. En música también le da esa potencia y golpe de fuerza para disfrutar de nuestros temas preferidos.

El subwoofer es inalámbrico, con un simple botón trasero que pulsaremos para conectar a la barra una vez conectada a la toma de corriente, no se necesita más. Todo quedará perfectamente sincronizado, sin pérdidas o lag. Quizás echo de menos el que disponga de algún tipo de rueda para ajustar al gusto esos graves o potencia.

Por otro lado, la barra cuenta con 3 ecualizaciones preconfiguradas, lo que para mi gusto deja bastante cerrado este campo. Además solo se pueden cambiar usando el mando inalámbrico.

La barra es bastante larga en total 95 cm, con un diseño con un ligero ángulo de inclinación que la hace encajar bien en cualquier lugar. También viene preparada e incluye los accesorios necesarios para colgarse.

En la parte superior encontramos algunos botones para volumen, encender o cambiar la conexión, las cuales pasan desde óptico, HDMI o jack de 3,5" (se incluye este cable). También dispone de conexión USB para pinchar música directamente. Y sino, tendremos la opción de usar BT con cualquier otro dispositivo y reproducir inalámbricamente. En este aspecto, trae las conexiones más habituales y necesarias para cualquier hogar.

Yo he preferido conectarla mediante el HDMI ARC porque así la propia barra se enciende y se conecta automáticamente con cualquier aparato que tenga sincronizado con el televisor una vez lo pongamos en marcha. Es muy cómodo encender la tele, el Apple TV o el reproductor BluRay y no tener que activar la barra en el canal adecuado o simplemente para esos momentos sentados, que se nos haya podido olvidar darle al botón ON.

Los materiales son una combinación de rejilla metálica con plásticos en color negro, que combinan bien, acabados acertados y líneas redondeadas. La calidad me aparece acorde con el producto que se oferta.

Como decía al principio, la barra reproduce las voces con una gran claridad, el subwoofer acompaña de manera fantástica, sin él no tendría sentido el sonido global, pues está claro que ofrecen un conjunto para funcionar unidos, la barra por si sola pierde intensidad. He grabado un video en el que muestro el sonido de la barra sin subwoofer, perdiendo todos los registros de graves.

En total son 200 W en la barra más los 100 W del subwoofer ,más que suficiente para hacerte disfrutar de cualquier medio visual o música. Es sonido dolby digital surround 3.1

Sin duda alguna, me parece un producto más que recomendable para quienes buscan darle vida a sus películas preferidas, pensarás que estás en el cine en comparación con cualquier altavoz que lleve incorporado el televisor.
Imagen del cliente
5,0 de 5 estrellas Barra de sonido 3.1 con subwoofer inalámbrico
Por Vicente Alfonso el 17 de octubre de 2019
Tenía ganas de mejorar el audio en el salón y con esta barra sin duda lo he conseguido. La diferencia está en un punto fundamental: las barras de sonido están pensadas para ver películas, series... para conectar al televisor, por lo que tienen un predominio en la claridad de las voces. Esto hace que no tengamos que subir el volumen en exceso o estar pegados, para entender perfectamente cualquier diálogo.

Para completar un buen equilibrio de sonido se incluye un subwoofer que sin duda marca la diferencia, tanto en los graves como en la reverberación de los ruidos de fondo que a veces puede pasar desapercibidos con altavoces no adecuados. En música también le da esa potencia y golpe de fuerza para disfrutar de nuestros temas preferidos.

El subwoofer es inalámbrico, con un simple botón trasero que pulsaremos para conectar a la barra una vez conectada a la toma de corriente, no se necesita más. Todo quedará perfectamente sincronizado, sin pérdidas o lag. Quizás echo de menos el que disponga de algún tipo de rueda para ajustar al gusto esos graves o potencia.

Por otro lado, la barra cuenta con 3 ecualizaciones preconfiguradas, lo que para mi gusto deja bastante cerrado este campo. Además solo se pueden cambiar usando el mando inalámbrico.

La barra es bastante larga en total 95 cm, con un diseño con un ligero ángulo de inclinación que la hace encajar bien en cualquier lugar. También viene preparada e incluye los accesorios necesarios para colgarse.

En la parte superior encontramos algunos botones para volumen, encender o cambiar la conexión, las cuales pasan desde óptico, HDMI o jack de 3,5" (se incluye este cable). También dispone de conexión USB para pinchar música directamente. Y sino, tendremos la opción de usar BT con cualquier otro dispositivo y reproducir inalámbricamente. En este aspecto, trae las conexiones más habituales y necesarias para cualquier hogar.

Yo he preferido conectarla mediante el HDMI ARC porque así la propia barra se enciende y se conecta automáticamente con cualquier aparato que tenga sincronizado con el televisor una vez lo pongamos en marcha. Es muy cómodo encender la tele, el Apple TV o el reproductor BluRay y no tener que activar la barra en el canal adecuado o simplemente para esos momentos sentados, que se nos haya podido olvidar darle al botón ON.

Los materiales son una combinación de rejilla metálica con plásticos en color negro, que combinan bien, acabados acertados y líneas redondeadas. La calidad me aparece acorde con el producto que se oferta.

Como decía al principio, la barra reproduce las voces con una gran claridad, el subwoofer acompaña de manera fantástica, sin él no tendría sentido el sonido global, pues está claro que ofrecen un conjunto para funcionar unidos, la barra por si sola pierde intensidad. He grabado un video en el que muestro el sonido de la barra sin subwoofer, perdiendo todos los registros de graves.

En total son 200 W en la barra más los 100 W del subwoofer ,más que suficiente para hacerte disfrutar de cualquier medio visual o música. Es sonido dolby digital surround 3.1

Sin duda alguna, me parece un producto más que recomendable para quienes buscan darle vida a sus películas preferidas, pensarás que estás en el cine en comparación con cualquier altavoz que lleve incorporado el televisor.
Imágenes de esta reseña
Imagen del cliente Imagen del cliente Imagen del cliente Imagen del cliente Imagen del cliente Imagen del cliente Imagen del cliente Imagen del cliente Imagen del cliente Imagen del cliente
Imagen del clienteImagen del clienteImagen del clienteImagen del clienteImagen del clienteImagen del clienteImagen del clienteImagen del clienteImagen del clienteImagen del cliente
A 5 personas les ha parecido esto útil
Informar de un abuso Permalink

Detalles del producto

4,0 de 5 estrellas
4 de 5
222 valoraciones globales